24 DE MARZO LA MEMORIA Y EL PRESENTE

Compartir

Archivo 2019.20 – Periódico Forista Organización Obrera

El próximo 24 de marzo se cumplen 43 años del golpe de estado que instauro la última y más sangrienta dictadura militar que padeció el pueblo argentino.
Aquella sangrienta dictadura que para sus fines contó con la dirección e instigación de empresarios e industriales¹ junto con el firme apoyo de sectores civiles y el silencio cómplice de gran parte de la sociedad, también contó con la complicidad de la mayoría de las dirigencias sindicales, la simpatía del gobierno de estados unidos por medio de su embajada, la tristemente conocida escuela de las Américas y su plan cóndor a nivel continental y por supuesto con la bendición de la iglesia católica. Los objetivos que publicitaba el estado mayor conjunto al tomar la riendas del estado hacían referencia a la defensa de la patria, la institucionalidad frente al vacío de poder “capaz de sumirnos en la disolución y la anarquía” Lo que conduciría a “una irreparable pérdida del sentido de grandeza y de fe”. Pero lo que ocultaban en sus proclamas y comunicados era la intención de desarticular al movimiento obrero, crear un giro en la matriz productiva a favor de sus jefes en la empresas y aterrorizar al resto de la población, disciplinando a la clase obrera y sus organizaciones como ya lo habían hecho sus antepasados en los fusilamientos de peones y huelguistas en la huelgas patagónicas del 1921, y en las sucesivas intervenciones militares en la región.

Iglesia y estao de la mano en la ultima dictadura en la región argentina.

Lo que Balbín aquel dirigente Radical llamara la “guerrilla fabril” (refiriéndose a cualquier tipo de organización activismo o militancia en los ámbitos laborales) era el objetivo a aniquilar². Los atentados de la Triple A, creada desde el estado por sectores del PJ y la CGT algunos años antes, fueron apenas un pálido antecedente, ya que con el golpe militar y su llamado proceso de reorganización nacional, la brutal represión del estado se desato como nunca en la historia de nuestro pueblo, que pago el alto precio de los 30mil desaparecidos y asesinados por el estado y sus fuerzas armadas durante aquel golpe contra la clase obrera, que les permitiera restaurar el orden que requerían en la producción, desarticular las distintas formas de organización obrera, controlar las demandas y cuestionamientos sociales y así lograr la imposición de su modelo, un plan económico de distribución contra las y los trabajadores. Un programa que desarmo y vacio la producción local bajo el slogan de “modernización del aparato productivo” esta fue la publicidad que explicaba y justificaba el proyecto de apertura económica, con el fin de atraer inversiones de capitales que concretaran la reestructuración económica. Todo se tradujo en una crisis económica que fue en aumento, con fábricas cerradas, endeudamiento del país a organismos internacionales con la llamada “deuda externa” que fue traspasando la deuda privada a deuda pública.

Tras 7 años de gobiernos militares, la descascarada dictadura dio paso a la democracia de los partidos políticos y a la ilusión de que es el pueblo quien decide en las elecciones. Las desapariciones de personas no existieron más, masivamente, pero el aparato represivo nunca se detuvo, los muertos a manos de las fuerzas represivas del estado siguieron y siguen existiendo como lo demuestran los 4960 casos de “gatillo fácil” que documenta la CORREPI³ durante los años de democracia o los fusilamientos y desapariciones de militantes del MTP en el copamiento de la tablada bajo el manto de la ley de “defensa de la democracia” que se están ventilando en estos meses en el juicio que se está llevando a cabo⁴. Los distintos episodios represivos en estos 36 años de democracia son la evidencia de la continuidad del mecanismo represivo del estado y su casta dirigente para disciplinar a la sociedad erradicar toda posibilidad o idea de cambio y así mantener el orden establecido por los ricos, dueños de todo que en definitiva son los dueños del estado. N.A.

La represión constante a la clase trabajadora y la juventud.

1 “Cientos de testimonios dan cuenta de la participación de empresarios como los de Techint, Ford, Acindar, Arcor, Mercedes Benz, Astra, Celulosa, Bunge y Born, Aluar, Fate, Soldati, Pérez Companc, Fortabat, Garovaglio y Zorraquín, Pescarmona, Bulgheroni, Blaquier, Clarín y La Nación. en un verdadero plan ideado para matar a delegados y activistas “molestos” y aterrorizar al resto”. Los empresarios y la última dictadura militar – Adela García y Nicolás Bendersky 2 “otra forma de guerra de guerrillas, probablemente incluso más insidiosa, y a la cual se le ha prestado -hasta el momento- muy poca atención, está en plena operación en Argentina. Es la guerra que la guerrilla industrial está llevando a cabo, que opera en la planta de producción, en el sindicato y, cada vez más, en concierto con la gerencia. Sus tácticas son las usadas por sus pares rurales y urbanos, pero perfeccionadas de acuerdo a las necesidades de su medio ambiente específico. Ésta tiene como objetivo radicalizar a los trabajadores, alienarlos de sus dirigentes legítimos y de su gobierno y ganarse su apoyo y solidaridad para así poder convertirlos en sus serviciales cómplices o dóciles seguidores.” “La única “solución” sugerida es que la policía y las fuerzas militares repriman cualquier accionar “no autorizado” de los trabajadores. Aunque los militares no están aun preparados para imponer disciplina a los gremios, están cada vez más preocupados con los aspectos subversivos del problema. Pero, al igual que los demás sectores, los militares tienen dificultades en distinguir entre subversión real y una militancia de trabajadores más legítima.” Documento emitido por la Embajada de EE.UU. en Buenos Aires, el 2/12/75, pa ra el Departamento de Defensa de EE.UU. y las embajadas de EE.UU. en los países latinoamericanos sobre “guerra de guerrillas” en las fábricas. 3 Represión en democracia. De la “primavera alfonsinista” al “gobierno de los derechos humanos” de María del Carmen Verdú 4 http://desaparecidosdelatablada.blogspot.com/

Compartir:

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*